Skip to content

Delta en revuelta. Piratería y guerrilla contra las multinacionales del petróleo

El Delta del Níger no sólo está sobre un mar de petróleo sino que también su superficie está cubierta de éste. Se calcula que cada año unas 35.000 toneladas de crudo se derraman sobre las tierras y aguas de la zona, lo que equivale en cantidad, para hacernos una idea, a un derrame como el del Prestige en las costas gallegas cada 20 meses. Dichos derrames son producto de las pérdidas y la falta de mantenimiento de los oleoductos, es decir, producto de esta dominación tecnófila y capitalista que ya hace mucho tiempo extendió sus tentáculos sobre el mundo entero. Las aguas de los ríos y canales, y las tierras del Delta están literalmente empapadas por estos vertidos, haciendo extremamente difícil la subsistencia de las más de 31 millones de personas que viven en el área.

Este libro cuenta parte de la historia de los pueblos que allí sobreviven, que desde hace más de medio siglo sufren las consecuencias de la extracción de petróleo y gas, principalmente por parte de Shell, pero también Total, Eni, Agip, Chevron, Sun Oil, Exxon Mobil, BP, British Gas, Repsol y Gas Natural Fenosa. Una extracción que no solamente es brutal por sí misma —como cualquier actividad que tiene que ver con la supervivencia y la propagación del Sistema— sino que, dentro del amplio abanico de brutalidades capitalistas alrededor del planeta, resulta estar entre las más agresivas.

Sin embargo, la contaminación no es sólo de las aguas y las tierras, ya que con el petróleo sale también gas. Parte de ese gas, el que no es posible o rentable envasar (porque el crudo genera muchísimo más dinero), es quemado al salir de las bocas de unas gigantes chimeneas que —¿cómo no iba a ser así?— incluso carecen de los filtros «obligatorios» por ley. Según estudios, el CO2 que genera la extracción de petróleo en Nigeria es equivalente a la cantidad generada por el conjunto del resto de los campos petroleros de todo el mundo.

«La atmósfera está envenenada, colmada de vapores de hidrocarburos, metano, óxidos de carbono y cenizas expulsadas por esas chimeneas que desde hace 33 años queman gases veinticuatro horas al día […]» afirmaba el escritor Ken Saro-Wiwa en 1995, poco antes de ser ahorcado por el Gobierno nigeriano, luego de largos años de luchas junto a su pueblo contra la contaminación y la represión inferidas a los Ogoni, subvencionadas por Shell.

* * *

La información que llega desde este remoto lugar, del cual tanto Europa como el Estado español dependen energéticamente, suele estar cargada de tintes racistas y secuelas del colonialismo y su literatura. El lenguaje utilizado tanto por periodistas como por izquierdistas y «humanitaristas», cuando nos hablan de los acontecimientos de allí, suele estar lleno de justificaciones de lo colonial, tanto del pasado como del presente, obviamente en perfecta sintonía con los políticos profesionales, empresarios y demás defensores de los intereses occidentales. Estas justificaciones son consecuencia de los estereotipos que Occidente ha hábilmente construido a lo largo de los años, desde la época de la trata esclavista, en particular, hasta la actual era del expolio y el empobrecimiento, del apoyo a las dictaduras y la complicidad en las masacres. En el caso específico de los africanos, «se construye y difunde una imagen negativa para facilitar la dominación colonial, una construcción en la que participan las ciencias sociales […]».1

Fue principalmente por este motivo que decidimos traducir el libro Delta in rivolta, editado en Italia en 2009, en el cual se relata lo que sucede en la región del Delta del Níger: una situación muy específica pero que resulta ser perfectamente extrapolable a la mayor parte de los demás contextos africanos. Es, sobre todo, una historia de lucha y resistencia que creemos aporta mucho en cuanto a nuestra visión y nuestros conocimientos de lo que allí sucede, proporcionando un ejemplo más de cómo «golpear donde duele». Sin embargo, queda claro que las nuestras no pueden y no van a ser aspiraciones «ambientalistas» ni mucho menos anhelos por la expansión de la democracia o una repartición «más equitativa» de las ganancias del business del petróleo, como también queda claro que los guerrilleros del Delta del Níger no han inventado nada que sea totalmente nuevo sino que simplemente han puesto bien en práctica lo que ha funcionado desde siempre y por doquier —¡aquí mismo también!— contra el Poder: ataques por parte de muchos pequeños grupos autónomos contra las líneas de abastecimiento en vez de un ejército centralizado y jerarquizado que intenta asaltar el cuartel general de los dominadores. En fin, la destrucción del Sistema no se construye sobre visiones simplistas, idealizadoras y acríticas de lo que sucede en regiones lejanas o sobre aquella conmoción que solamente sirve para mantener nuestra pasividad, pero sí se construye sobre reflexiones estratégicas y la solidaridad. No hay cosa que el Poder tema más que una infinidad de mordiscos y golpes al mismo tiempo, como bien saben el Gobierno nigeriano y las compañías petroleras presentes en el Delta del Níger.

* * *

En cuanto a la estructura y contenidos de la presenta edición en lengua castellana, hemos seguido el texto italiano, añadiendo pero un glosario de siglas y un anexo sobre intereses españoles en Nigeria (y quitando el anexo sobre intereses italianos). Además, hemos actualizado la cronología hasta el final del año 2010; una cronología que obviamente no podrá nunca ser considerada exhaustiva, ya que las fuentes son pocas y parciales, pero que de todas formas nos parece importante como herramienta, para poder comprender mejor la enorme extensión del conflicto y la tenacidad de los rebeldes del Delta del Níger.

Respecto a este último punto, por un lado cabe señalar que actualmente, con la propagación de enfrentamientos entre musulmanes y cristianos en varias partes del país, la situación en Nigeria se está complicando. O —según el punto de vista— simplificando, ya que los conflictos religiosos y étnicos siguen sirviendo al Poder como disfraces para negar la existencia de la eterna guerra entre opresores y oprimidos; es decir, para confundir y paralizar las actuales y potenciales resistencias a su dominación, a través de la anulación de cualquier conciencia respecto a una guerra que ya se ha convertido en una auténtica guerra civil global. Por otro lado, merece la pena mencionar además que en un segundo momento, precisamente a raíz de una visión del conjunto de dicha guerra civil global, tendría sentido incluso ampliar una cronología de este tipo para abarcar lo sucedido en Italia durante los últimos años. La combinación entre la sensibilidad de unas cuantas personas y la información sobre las brutalidades perpetradas por empresas como Eni lejos de las fronteras italianas, hizo que desde el año 2009 la solidaridad con los pueblos del Delta del Níger se manifestase tanto a través de numerosos encuentros, charlas, concentraciones y protestas, como directamente a través de ataques contra Eni. Durante los primeros meses de 2011 —en solidaridad también con los revoltosos del norte de África— se llegó a una enérgica agudización de los ataques y de las presiones contra esta empresa: en todo el territorio del Estado italiano, hasta en zonas algo remotas, hubo una multiplicación de incendios, sabotajes y simples interrupciones de la vida económica cotidiana de Eni, alcanzando tal extensión y calibre que se ocuparon del asunto incluso los servicios secretos. El 6 de abril de 2011, fruto también de la presión ejercitada por los dirigentes de Eni, se desató una operación represiva en toda Italia que se centró en los compañeros del local anarquista Fuoriluogo de Bolonia, acusados (entre otras cosas) de haber organizado ataques contra Eni, IBM y una sede del partido Lega Nord. Pero las acciones contra Eni siguieron.

Los actos engendran actos y la solidaridad engendra solidaridad. La represión contra pueblos e individuos debe seguir siendo siempre un estímulo para la expansión y la radicalización de la lucha. Además, respecto a la cuestión energética en el Estado español, quizás con el fracking pronto ni siquiera hará falta ir lejos físicamente —o mediante la imaginación— para saborear lo que comporta la destrucción cotidiana vivida por una gran parte de la población mundial mientras se garantiza la tranquilidad del bienestar occidental.

[NOTA 1. Antoni Castel, Malas noticias de África, Edicions Bellaterra, Barcelona, 2007.]

Del prefacio a la edición en castellano del libro Delta en revuelta. Piratería y guerrilla contra las multinacionales del petróleo.

 

24 Comments

  1. las 3 proximas las gana. Almereda fuera, Valencia en casa y fuera el Zaragoza. son 9 puonts para los blancos.Jugar otra cosa en la quiniela Craso error.Volviendo al tema “no hacer lef1a del arbol caeddo” yo paso oledmpicamente de putearlos porque simplemente el madrid no este1 al nivel del Barcelona, Manchester o Chelsea. Sf3lo observar contra quien juega el Barcelona en los cruces y con quien el Madrid, que cualquiera tropieza en copa con un 2aa o 3aa ya que le pasa a todos los primeras, pero queda eliminado a las primeras de cambio en Europa, y ahed es donde se es grande, no en una liga que pertenece a los dos grandes y una vez cada 10 af1os para uno que de9 la sorpresa…El futbol actual es ased.

    Posted on 24-Nov-13 at 12:32 | Permalink
  2. Superior thinking demonstrated above. Thanks!

    Posted on 09-Ene-14 at 01:51 | Permalink
  3. I love these articles. How many words can a wordsmith smith?

    Posted on 09-Ene-14 at 05:05 | Permalink
  4. If you wrote an article about life we’d all reach enlightenment.

    Posted on 09-Ene-14 at 09:04 | Permalink
  5. It’s a joy to find someone who can think like that

    Posted on 15-Ene-14 at 00:34 | Permalink
  6. So true. Honesty and everything recognized.

    Posted on 15-Ene-14 at 05:10 | Permalink
  7. Hey, killer job on that one you guys!

    Posted on 15-Ene-14 at 06:19 | Permalink
  8. Thank God! Someone with brains speaks!

    Posted on 15-Ene-14 at 13:46 | Permalink
  9. Great article but it didn’t have everything-I didn’t find the kitchen sink!

    Posted on 26-Ene-14 at 02:31 | Permalink
  10. Always the best content from these prodigious writers.

    Posted on 28-Ene-14 at 18:07 | Permalink
  11. I didn’t know where to find this info then kaboom it was here.

    Posted on 29-Ene-14 at 19:04 | Permalink
  12. A bit surprised it seems to simple and yet useful.

    Posted on 30-Ene-14 at 16:42 | Permalink
  13. Super jazzed about getting that know-how.

    Posted on 03-Feb-14 at 15:34 | Permalink
  14. Finding this post solves a problem for me. Thanks!

    Posted on 04-Feb-14 at 10:05 | Permalink
  15. Everyone would benefit from reading this post

    Posted on 07-Feb-14 at 05:36 | Permalink
  16. Everyone would benefit from reading this post

    Posted on 11-Feb-14 at 14:57 | Permalink
  17. You write so honestly about this. Thanks for sharing!

    Posted on 13-Feb-14 at 13:10 | Permalink
  18. I was looking everywhere and this popped up like nothing!

    Posted on 14-Feb-14 at 10:01 | Permalink
  19. An intelligent answer – no BS – which makes a pleasant change

    Posted on 19-Feb-14 at 08:30 | Permalink
  20. This information is off the hizool!

    Posted on 21-Feb-14 at 05:29 | Permalink
  21. That’s a smart way of thinking about it.

    Posted on 21-Feb-14 at 15:22 | Permalink
  22. Thought it wouldn’t to give it a shot. I was right.

    Posted on 22-Feb-14 at 05:01 | Permalink
  23. If you’re reading this, you’re all set, pardner!

    Posted on 23-Feb-14 at 08:18 | Permalink
  24. itslfcbsep, http://www.tpzuaqwlzv.com/ npkiyqfchg

    Posted on 27-Nov-14 at 12:39 | Permalink